Cómo visitar el Delta del Mekong no turístico en Vietnam

Última actualización: 15/02/24

El Delta del Mekong, en el sur de Vietnam, es una de las excursiones clásicas que se hacen desde Ho Chi Minh (Saigón).

Acá es donde el río más importante del Sudeste Asiático llega a su fin, después de un largo viaje de 12.000 kilómetros que comienza prístino en China, toca Myanmar, hace de frontera natural entre Tailandia y Laos, cruza Camboya y desemboca con todos los sedimentos del recorrido en Vietnam, dividiéndose en nueve brazos principales y cientos de arroyos y canales.

En este artículo te vamos a contar cómo podés visitarlo lejos de las olas de turistas que se abarrotan en las zonas más famosas del Delta, para que puedas tener una experiencia auténtica y tranquila junto al río.

Visitando el Delta del Mekong no turístico

Bicicletas a orillas del Delta del Mekong en Vietnam

Atardecer en el Delta del Mekong

Navegar por ajetreados mercados flotantes con vendedoras comerciando lo del día desde arriba de sus balsas, es una experiencia que muchos turistas quieren tener, después de haber visto imágenes evocadoras y publicaciones en redes sociales que nos hacen creer una fantasía que no siempre condice con la realidad.

Las expectativas son grandes, y la desilusión puede serlo también.

El problema es que para tener esa foto que todos quieren, hay que ir a donde todos van. Y si bien una foto puede salir linda, todo lo que la rodea puede no parecerse en nada a lo que habías imaginado.

Todos los días salen cientos de tours cargados de turistas desde Ho Chi Minh hacia el Delta del Mekong para hacer un paseo en lancha por el río, visitar un mercado flotante y volver a la ciudad. Es muy probable que, como nosotros, vos tampoco quieras esto.

Después de tantos atardeceres junto al Mekong en distintas partes del Sudeste Asiático, necesitábamos llegar al final del camino, pero claro que no en una excursión armada. Ahí fue cuando recibimos la recomendación de oro de un viajero que lleva años viviendo en Vietnam.

Mapa del río Mekong

El viaje del río Mekong (Fuente)

¿A qué parte del Delta del Mekong fuimos?

Cuando llegamos a Ho Chi Minh, Gastón nos escribió por Instagram para decirnos que estaba a disposición para lo que necesitáramos. Con más de 6 años viviendo en la ciudad, habiendo trabajado varios de ellos en una agencia de turismo local, y casado con una vietnamita, era la persona indicada para escuchar.

Una de las varias veces que nos juntamos durante nuestro mes en Ho Chi Minh, Gastón nos habló de un pueblito llamado Bình An, lugar muy tranquilo y a donde casi no van turistas. Era todo lo que necesitábamos.

Dónde queda Bình An

Bình An es un pequeño pueblo a orillas de uno de los varios brazos que se desprenden del Mekong. Está a 40 kilómetros de la ciudad de Bến Tre y es parte de esa provincia. Como Bình An es muy chico, la referencia más usada es Chợ Lách, que es la subdivisión dentro de la provincia que incluye a Bình An y otros pueblitos.

Desde Ho Chi Minh son unos 120 kilómetros hacia el sur, que se hacen en alrededor de 3 horas de viaje, dependiendo del tránsito.

En Google maps vas a ver que está Bình An A y Bình An B. Nosotros nos quedamos en una homestay en Bình An A. Ahí son todas casas, plantaciones de hongos, arrozales, campos de flores y algún que otro kiosquito. La actividad comercial de la zona, con el mercado matinal como centro de la acción, está en Khu Phố, en la confluencia de dos cursos de agua. Desde donde nos quedamos son 1,5 km hasta el mercado.

Cómo llegar desde Ho Chi Minh (Saigón)

En la aplicación Vexere podés comprar los pasajes de bus desde Ho Chi Minh, o ir a la oficina de Xe Kim Anh que es la compañía que hace el viaje.

Origen: Ho Chi Minh. El bus sale desde la oficina que pusimos arriba (en la app lo pone como Sai Gon Office).

Destino: tenés que poner que vas a Chợ Lách, Bến Tre. Te va a dejar agregar una dirección, y ahí ponés exactamente a dónde estás yendo para que te dejen lo más cerca posible dentro del recorrido. Por ejemplo, nosotros pusimos el nombre del alojamiento (Gite Nam Hien) y el conductor muy buena onda nos dejó a unos 500 metros.

Duración: dice que son 2:45 h de viaje pero puede tardar más (a la vuelta tardó más de 3 h). En el camino hace una parada para ir al baño y se puede comprar comida. En el bus hay una heladerita con botellas de agua para agarrar las veces que quieras.

Precio: 110.000 VND.

Para la vuelta tuvimos que ir hasta la rotonda Vòng xoay Tân Phú que está a 2 kilómetros. Podés caminar o pedir que te llamen a una moto para que te lleve.

Es posible que te dejen en la rotonda a la ida también porque ese el recorrido original, pero a nosotros nos tocó un conductor preocupado que se desvió para asegurarse de que no nos perdiéramos. Hasta se bajó del bus cuando llegamos para marcarnos el camino a la homestay.

Alojamiento

Nos quedamos en Gite Nam Hien, una homestay que es la única en la zona. El desayuno está incluido y tiene pileta para refrescarte del intenso calor del sur de Vietnam. También tiene bicicletas incluidas, para salir a pasear por las callecitas del delta.

Dani nadando en la pileta de la homestay

Refrescándonos después de la pedaleada

Jota cocinando junto a anfitrionas de la homestay

Cocinando unos arrolladitos junto a nuestras anfitrionas de la homestay

Qué hacer en Bình An (Chợ Lách)

Lo mejor es salir a andar en bici por la zona, pedaleando por los angostos caminos junto a canales con árboles de durian, rambután, yaca (jackfruit), papaya, fruta de pan, nipa («coco de agua»), manzana de agua y otras frutas deliciosas que crecen en esta tierra fértil.

Bordear el río Cổ Chiên (uno de los brazos del Mekong) con la luz del atardecer y frenar en alguno de los cafecitos en la orilla, es un placer, más viniendo del caos de Ho Chi Minh.

Mercado de Chợ Lách

Muy cerca está el mercado más importante de la zona, que se activa bien temprano a la mañana, y eso en horario vietnamita significa alrededor de las 6 AM.

No hace falta que madrugues tanto, pero sí que vayas antes de las 10 porque pasada esa hora los puestos de comida empiezan a cerrar, y eso es lo más divertido del mercado. Para el mediodía la cosa ya está mucho más tranquila.

Dentro del mercado hay una familia que abre la entrada de su casa y arma un restaurante de sopas para el desayuno, todo 100% vegano. Acá no hay menú, cada día de la semana preparan una sopa distinta así que la que toca, toca. Nosotros fuimos un miércoles y nos tocó la clásica hủ tiếu, que aunque tranquilamente podría ser un almuerzo o una cena, solo se come a la mañana.

En el mercado vas a llamar bastante la atención, pero no para estafarte como pasa en partes muy turísticas de Vietnam (mucho más en el norte que en el sur) sino simplemente por la sorpresa de que un extranjero esté ahí. De hecho nos pasó que para el almuerzo fuimos a un carrito de bánh mì vegana que habíamos visto pero ya estaba cerrado. Cuando le preguntamos a unas vendedoras si había algún lugar vegetariano abierto, preocupadas nos prepararon dos viandas de arroz con vegetales y tofu y nos las regalaron. Quisimos pagarles, pero no hubo caso. Viendo esto, la señora del carrito de al lado nos regaló un bao de vegetales.

En Google maps vas a ver que el mercado está en Khu Phố, eso es dentro de Chợ Lách (esperamos no estar haciéndote demasiado matete con los nombres).

Mercado de Cho Lach en el Delta del Mekong

Mañanas en el mercado de Cho Lach, Delta del Mekong

Jota en bicicleta junto a vendedora del mercado

La amiga que nos regaló un bao

Café junto al Mekong

Relajarse y ver la vida del río pasar, ese es el plan. Comprale unas masitas dulces a las vendedoras del mercado y disfrutá de un buen café mientras los barcos cargados pasan de un lado al otro.

Al que nosotros fuimos más de una vez y te recomendamos es este, pero hay varios más en esa costanera. El café viene con el phin (filtro metálico) a la mesa y podés quedarte el tiempo que quieras tomando el té que te dan de cortesía. Recordá que en el sur de Vietnam si pedís café por defecto te lo van a traer con hielo. Si lo querés caliente tenés que aclarar que es nóng.

Un clásico del sur de Vietnam son los cafés con hamacas (cà phê võng), que llegan a su máximo esplendor en el Delta del Mekong. Es decir que además de sillas, también hay hamacas para acostarte y dormir una siesta si querés. La idea es que la gente que está viajando o trabaja en la calle, como los motoqueros, tengan un lugar para descansar antes de seguir. Frente al café que pusimos arriba hay uno con muchas hamacas y que hacen unos licuados excelentes.

Un detalle: fijate que la mayoría de los barcos tienen dos ojos pintados en la proa. Eso es para ahuyentar a los malos espíritus de las aguas y tener una navegación en paz.

Jota tomando café frío junto al Mekong

Un cà phê muối (café con sal) junto al Mekong. Mucho mejor de lo que suena

Dani con chica vietnamita tomando café junto en el Delta del Mekong

Un café después del mercado con Vero, chica de la homestay

Jota en hamaca de un café

¡Por más cafés con hamacas en el mundo!

Cái Mơn

A unos 13 kilómetros está el pueblo Cái Mơn, famoso por los bonsái y flores ornamentales.

Si vas por el camino más directo son 13 km hasta el mercado de Cái Mơn, pero es todo por la ruta. Podés hacer un paseo en bici un poco más largo pero definitivamente más lindo yendo buena parte del recorrido por la orilla del río Cổ Chiên.

El mercado es el centro del comercio, pero metete por las callecitas para ver los campos de flores y jardines de bonsáis. La mejor época del año para verlos es de octubre a enero/principios de febrero, que es cuando mayor acción floral hay porque se acerca Tết (año nuevo vietnamita). Regalar y decorar tu casa con arbolitos de kinoto, flores amarillas de damasco, margaritas tagete (marigold/rosa de la India), santa ritas (buganvilia), bonsáis y arbustos con formas de animales, es de buen augurio.

Cerca del mercado está la Iglesia de Cái Mơn, que no solo es la más importante del Delta del Mekong, sino de las más antiguas de todo Vietnam. Construida en 1872, es anterior a las dos más famosas del país: la Catedral Notre Dame de Saigón y la Catedral de Hanói. Por dentro no es la gran cosa, pero la torre campanario con seis campanas se destaca.

Si no tenés tiempo o ganas de ir a Cái Mơn, por Bình An igualmente también hay varios campos de flores y viveros.

Campo de margaritas tagete (marigold)

Campo de margaritas tagete (marigold)

Jardinero dándole forma de dragón a un arbusto

Artesano de arbustos haciendo su arte

Los mercados flotantes del Delta del Mekong

Visitar un mercado flotante es para muchos la principal -o única- razón por la que venir al Delta del Mekong en Vietnam. Pero por más que nos duela, estos están en total declive. Con la mejora en las rutas y cada vez más puentes uniendo las islas, ahora es mucho más conveniente el comercio por tierra.

Como pasa con el ultra famoso mercado flotante Damnoen Saduak de Bangkok, vieron que esa imagen pintoresca y reminiscente de Oriente era la que los turistas querían, así que los pocos que quedan son mantenidos principalmente para ellos.

Esto significa que poco vas a ver de transacciones locales y mucho de barcas de turistas y vendedoras cobrando precios para desprevenidos.

¿No quedan más mercados flotantes auténticos en el Delta del Mekong?

Es verdad que cada vez hay menos, y que los que quedan se van achicando con el tiempo. Por ejemplo, el mercado flotante más grande del Delta del Mekong, que es el de Cái Răng, es ahora la mitad de tamaño de lo que era hace una década, y el de Cai Be dejó de existir después de la pandemia.

Esto no quiere decir que no haya más mercados flotantes. El mercado de Cái Răng es el que más actividad tiene, y aunque esté lleno de turistas, también hay bastante comercio local al por mayor.

También está el mercado flotante de Phong Dien, que es mucho más chico que el de Cái Răng. Van menos turistas pero también menos locales.

Importante a tener en cuenta si visitás un mercado flotante

♦ Tenés que arrancar a la madrugada porque el movimiento empieza a las 4 AM y para las 8 ya no queda nada.

♦ La ciudad de Cần Thơ es la base para visitar los mercados de Cái Răng y Phong Dien. Es una ciudad caótica de más de 1 millón de habitantes, no muy relajante si tu idea es pasar unos días de paz junto al Mekong. Pero si querés ir a estos mercados vas a tener que pasar al menos una noche ahí porque los tours arrancan entre 4:30 y 5 AM.

♦ El tour podés reservarlo en el lugar que te estés alojando, pero asegurate de que además de ir al mercado de Cái Răng también te lleven por los canales, porque el río en el que está el mercado es muy industrial. Ir directamente al río y contratar el paseo con algún botero también es posible, pero cuidado porque hay mucha estafa y te van a llevar con un grupo bastante grande.

♦ Si no querés hacer un tour, podés ir en moto o bici hasta la orilla del río y ver el mercado desde ahí. Por ejemplo, en el de Phong Dien podés ponerte en el puente y tener una vista excelente.

♦ Cần Thơ está 70 km al sur de Bình An (donde nos quedamos nosotros). Hay buses que te llevan.

Foto desde lo alto del mercado flotante de Cai Rang

Mercado flotante de Cai Rang, Delta del Mekong, Vietnam

Una última aclaración para que no te lleves una sorpresa: el Delta del Mekong es una zona muy poblada de Vietnam porque es suelo fértil, con mucho comercio e industria. Conocimos a más de un argentino que esperaba encontrarse con algo parecido al Delta de Tigre, donde no hay tránsito vehicular y solo son islas con caminos de tierra. Bueno, olvidate de eso porque estás en un país con una altísima densidad de población. Aunque tiene zonas tranquilas como la que fuimos, las motos y el karaoke siempre están cerca.

También es importante notar que fue una región muy afectada durante la Guerra de Vietnam, con bombardeos frecuentes y el uso devastador de Agente Naranja, químico defoliante usado por tropas estadounidenses para destruir la selva. Por eso las construcciones que veas son en mayoría posteriores a esos años y no casas tradicionales, y la naturaleza todavía se está recuperando.

Jota andando en bicicleta por callecitas del Delta del Mekong

En bici por las callecitas del Delta del Mekong

Si tu motivación de visitar el Delta del Mekong es pasar unos días tranquilo y te gusta el plan de pedalear junto al río viendo los barcos pasar, entonces Bình An (Chợ Lách) es una excelente opción. Si tu objetivo principal es ir a un mercado flotante, entonces deberías ir a Can Tho. O, si tenés tiempo, hacer las dos cosas.

¿Planeando un viaje al Sudeste Asiático? Entrá a Viajar al Sudeste Asiático para ver todos los artículos y consejos.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Novedades

♦ ¿Querés generar ingresos durante tus viajes para poder recorrer el mundo sin fecha de regreso? Sumate al curso online Cómo financiar un viaje largo.

¡Ya está disponible el libro Eliminando fronteras en todo el mundo! 47.000 kilómetros a dedo para descubrir lo que los medios no nos muestran. A través de este libro te llevaremos de viaje a dedo por Asia de punta a punta, derribando la frontera más peligrosa, la que nosotros mismos creamos. Podés conseguirlo en este link.

♦ Si soñás con irte de viaje, podés leer Un Viaje Interior, nuestro primer libro, con el empujón que te falta para pasar de la motivación a la acción.  Se consigue a través de este link.

♦ ¡Ya inauguramos la nueva tienda viajera online! Ahí encontrarás todos nuestros productos inspirados en viajes. Date una vuelta por este link.

Info importante para tu viaje

🌏 Intercambio de trabajo por alojamiento: si querés quedarte algunas semanas en un mismo lugar, podés ver la posibilidad de hacer intercambio de trabajo por alojamiento. En la plataforma Worldpackers hay muchas propuestas en distintos destinos. Ingresando a este link y colocando el código MARCANDOELPOLO vas a tener USD10 de descuento en la membresía anual.

❤️ Colaborá con Marcando el Polo: si reservás tu alojamiento a través de Booking, Agoda o Hostelworld desde estos o alguno de los links que compartimos, estás dando una mano enorme para que el blog siga funcionando. Desde ya que los precios son los mismos.

⛑️ Viajá asegurado/a: por tu tranquilidad, siempre recomendamos que tengas un seguro de viajes. Para decidirte por cuál, pasá por Lo que tenés que saber antes de contratar un seguro de viaje.

Sobre Jota y Dani

Con 19 y 21 años salimos de Argentina para emprender un viaje que creímos sería de tres meses, pero se convirtió en nuestro estilo de vida. Quince años más tarde, seguimos descubriendo los rincones más remotos del mundo para eliminar la frontera más peligrosa: la que nosotros mismos creamos.

¿Ya leíste los libros de Marcando el Polo?

Un viaje interior

Es la palabra amiga que te falta para pasar de la motivación a la acción, una compañía para cuando estás en ruta, y la oportunidad de tomar el viaje como mucho más que una suma de atractivos, sino como una suma de experiencias que te van a transformar para siempre.

Es un libro que te hará comprender que el viaje más importante de tu vida no empieza en un aeropuerto, sino en tu interior.

Eliminando fronteras

¿Y si lo que nos hicieron creer sobre el mundo es mentira?

Por la necesidad de descubrir lo que los medios prefieren ignorar, recorrimos Asia de punta a punta a dedo, desde Filipinas hasta Turquía.

Nos acusaron de terroristas, pasamos una tarde con presos de una cárcel filipina, varios días en una casa de refugiados iraníes, acampamos enfrente de la mansión del presidente de Tayikistán y rezamos con musulmanes en una mezquita de Malasia.

Fueron 47.000 kilómetros a dedo en 926 vehículos distintos durante tres años, con el objetivo de eliminar la frontera más peligrosa: la que nosotros mismos creamos.

Cursos online para ayudarte en tu viaje

Cómo financiar un viaje largo

Viajar durante un tiempo largo sin tener muchos ahorros o ser millonario es totalmente posible. Para lograrlo necesitarás generar ingresos en ruta, y que estos superen a tus gastos. Lo más importante es tener constancia, creatividad y aprovechar al máximo tus conocimientos y habilidades.

En este curso te compartiremos los conocimientos adquiridos durante más de diez años de viaje, en los que aprendimos cómo generar ingresos y reducir los gastos para poder hacer que vivir viajando sea sustentable.

GRATISCómo organizar un viaje largo

Organizar un viaje de forma independiente puede sonar abrumador cuando nos encontramos con todos los detalles que hay que tener en cuenta: visas, vacunas, itinerario, horarios de transporte, vuelos, requisitos de entrada a los países, presupuesto, equipamiento y mucho más. Saber por dónde empezar a abarcar todo esto no es fácil.

Por eso, decidimos crear este curso online totalmente gratuito, con todas las herramientas que fuimos conociendo para organizar nuestros recorridos desde que empezamos con esta vida de viaje en 2009.

Paso a paso, vamos a darle forma al viaje que tenés en mente.